NO ES LO MISMO "TE LO CUENTO" QUE "TE LO CUENTO CON UN CUENTO".

Como ejemplo este cuento: "El caracoleo del caracol" (1' 30" de lectura aprox.)

El encargado general Notieneporquepasarhoy llega con un nuevo empleado. Trabajará con el encargado de obra Puedepasarcualquierdia.



- ¿Trabajará con nosotros? - le pregunta éste - ¿Ha recibido ya la Formación para Prevenir Accidentes?.

- Aún NO - responde Notieneporquepasarhoy - No hay tiempo y sí mucho trabajo. Ayúdale tú que sabes. Se formará otro día, antes de la inspección, además, No tendría porque pasar nada hoy.

- Pero...pero, tú sabes que puede pasar cualquier día.

- Ni pero ni nada... sé a que te refieres. Pero el orden no importa. ¿Prefieres que te invite a "vino con queso" o a "queso con vino"?, ¿no es lo mismo?, todo es comida... lo dicho (primero) hoy a trabajar, y (después) la semana que viene la formación y para cuando venga la inspección, todo en orden. Ah, y acuérdate mañana de traerme los dos kilos de caracoles que te pedí.

Puedepasarcualquierdia salía a menudo al monte a por caracoles, setas, hierbas aromáticas y demás, porque puede pasar cualquier día que encuentres un buen montón y puede pasar cualquier día que a alguno de tus compañeros le apetezca comer algunos y puede pasar cualquier día que te pidan a tí que les vendas unos pocos, como así había pasado aquel día.

Como es natural, el día transcurrió como casi todos, sin incidentes.

Al día siguiente Notieneporquepasarhoy se llegó a la obra reclamando sus caracoles.

- Lo ves, trabajasteis bien y no ocurrió nada, como debe ser, pero id con cuidado. ¿Qué hay de lo mío?

Puedepasarcualquierdia le entregó un saco con el pedido. La forma del saco era irregular y Notieneporquepasarhoy se asomó por el borde extrañado.

- Pero, ¿esto que es? - le preguntó al observar tres tristes coles.

- Pues  que va a ser - le contestó Puedepasarcualquierdia - lo que tu me pediste. Si no te importa el orden te dará igual caracol que col cara. Y te bien aseguro que las coles cobradas como te cobraré a precio de caracoles se convierten mágicamente en coles caras, y total, como bien dices "todo es comida".

Al contrario de lo que pueda parecer Notieneporquepasarhoy encajó la afrenta con deportividad y a día de hoy son íntimos amigos o amigos íntimos que para este caso sí es lo mismo.

La Formación en la obra se dio a partir de ese momento cuando tocaba, pues no es lo mismo una col cara que un caracol.

FIN.

Y así funcionan los cuentos, entre bromas y delicadezas se dejan caer lindezas (se dice lo que se debe sin dejar nada en el tintero ni molestar a nadie porque "a buen entendedor..." ) y para terminar este cuento lo dejo caer aquí: en el caso de actitud SI importa el orden primero Actitud, luego Formación y al final Actividad o Acción ... y que nadie se descuelgue ahora con que "esto no viene a cuento".

Si desmenuzamos este cuento, vemos algunas de las características aplicadas,

Evidencia, ponemos el foco en algo tan evidente como que para desarrollar bien una tarea hay que estar formado para ella. Lo contrario es absurdo, pero a pesar de lo disparatado del asunto, sigue sucediendo.

Sorpresa, los nombres, el arranque del cuento, desvían la atención hacia una situación que al final no se producirá, pudiendo jugar con la sorpresa al dar un giro al desenlace final.

Positivo, el cuento no acaba mal, aparecen amistad, amabilidad. No hay heridas, críticas, culpas, esto permite una reflexión más serena y sin las interferencias del pensamiento defensivo.

Cotidiano, las referencias usadas forman parte del día a día, ¿qué mas cotidiano que una col o un caracol?, así, recordar el cuento, (mensaje resonante) o referirse a estos elementos... es de lo más fácil.

Ejemplo, resolutivo en cambio de actitud es "predicar con el ejemplo", así pues, un cuento de ejemplo como explicación a ¿por qué funcionan los cuentos?.